Hola, soy tu amigo el intermitente

Hola querido conductor, soy tu amigo el intermitente. ¿Cómo estás? Hace mucho que no me utilizas, o lo haces incorrectamente. Por eso te escribo esto, para indicarte para qué sirvo y para qué no.

Veo que muchos me utilizáis para indicar que vais a cambiar de carril en una autopista. Pero no, no soy el que indica “eh, déjame un hueco que voy”, sino se me debe utilizar para “hay un hueco y voy a entrar, que lo sepa el de atrás y el de al lado, majos”.

Porque veo que mucha gente cree que por encenderme, existe una ley universal que obliga al que lo ve a frenar y dejarte un espacio para que te metas. Y no es así, amigos, no. Yo soy amable, indico, pero no obligo.

Luego están los otros que nunca me utilizan, los que cambian sin ton ni son. ¡Voy de serie en todos los vehículos! ¡Es obligatorio utilizarme! No me abandonéis, no seáis crueles conmigo, anda.

Y poco más quería comentaros. Que me utilicéis correctamente, que sufro cuando, por no utilizarme o utilizarme incorrectamente, hay algún accidente y podría haberse evitado.

Gracias amigos.

Con cariño, vuestro amigo el Intermitente.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s