¡Vive! Y deja a los demás respirar

Para tí, que eres un tanto agonías, que no existe para tí nada más allá del trabajo, que haces que tu familia olvide quién eres.

Tus problemas personales te han llevado a cerrarte a los demás, tanto que sólo tienes relación con quien comparte tu trabajo.

Tan educado eras y tan amante de tus amistades, y lo has dejado todo viendo dinero en tus manos.

 

Para tí, que cuando te des cuenta, no habrá manera de volver a recuperar nada.

Anuncios

Que dificil

Me viene a la mente lo que decía mi madre cuando era pequeña: la vida del estudiante es la mejor. Y tenía razón, mientras mis padres me lo pagaban tenían razón. Porque cuando te cansas de estudiar y piensas que es algo absurdo, te pones a trabajar y descubres que el dinero mola, tio, que te compras lo que quieres y tal y cual. Y cuando llevas tiempo currando cuatro horas, por la tarde, cobrando un sueldo de mierda te planteas que, con ese dinero ¿dónde vas a llegar? ¿a cuantos años podrás pagar un coche? Haces tus cuentas y en la calculadora no caben las cifras de los años que tendrías que aguantar pagando un seicento… Eso fué lo que pensé yo y me dije que tenía que hacer algo, que no voy a estar toda mi vida de camarera, aunque sea lo que me merezca tal vez. Nop, yo voy a hacer algo. Y así fue, estoy estudiando otra vez, tras dos años de descanso casi y no sabeis lo dificil que es compaginar exámenes y trabajo con novio y amigos… Todo no se puede tener y lo bueno cuesta. Espero seguir viva para poder seguir escribiendo en el blog, aunque mis últimas entradas no han sido muy llamativas. Ya vendrá la inspiración, no temais!